Logo Turisme del Berguedà

BUSCAR

Siguenos

[Tancar]

Travesías

Camí Picasso

La primavera del año 1906 el pintor Pablo Picasso, animado por un amigo que conocía el pueblo, se estableció en Gósol. Durante dos meses y medio la gente y los paisajes de este rincón del Berguedà inspiraron la obra del artista.

El viaje del genio malagueño se debió también a la llegada del tren de vapor a Guardiola, en 1904, antes de que lo hiciera la carretera. Pero desde Guardiola a Gósol había que coger el camino real, el camino de herradura de origen medieval, ya que no había carretera (el primer automóvil que llegó a la plaza de Gósol lo hizo el año 1942).

Fernande Olivier, que acompañaba Picasso en aquel viaje, contaba en sus memorias la impresión que le hizo el camino: "Para llegar había que hacer un recorrido de varias horas en mula, por senderos rodeados, de un lado, de una pared vertical de roca que te masacraba manos y rodillas, mientras del otro lado un precipicio profundo nos obligaba a cerrar los ojos para vencer el vértigo. Aquellos precipicios no inquietaban a las mulas lo más mínimo, prudentes, y de las que uno se podía fiar. En un momento preciso noté como se aflojaban las cinchas de la silla y me deslicé peligrosamente hacia atrás. Afortunadamente, el porteador, una vez alertado, vino a recolocar la silla, la mula ya mí. ". El verano de 1906 Fernande Olivier y Picasso, marcharon de Gósol por el Paso de los Gosolans, camino de París, con las telas enrolladas fijadas a la silla de una mula.


Descripción:

El camino empieza en el monasterio de Sant Llorenç prop Bagà, y conduce al Coll dels Fangassos por un paso impresionante, baja al valle del Saldes, atraviesa el río por una palanca de madera, pasa por Castellot y el Molino de Bosoms, atraviesa el torrente por un puente  y sale a los  Hostalets del camino ral.

Desde aquí el camino pasa cerca de Cal Coix y sube decidido a la iglesia de Sant Julià de Fréixens. Continúa subiendo después, más suavemente, hacia Cal Francesc, deja a un lado la capilla de San Antonio y sale en Cal Susen, a la vista de Maçaners y del Pedraforca, cuya silueta ya no nos abandonará en todo el recorrido.

En Maçaners podremos apagar la sed en la fuente. El camino sigue hacia Molers, pasa por la casa del Sull (de origen medieval), llega al pueblo (donde hay una fuente), continúa por debajo de la Serra de Baix, y sale a la carretera carbonera (una pista de tierra que en los años cuarenta ya había sustituido al camino ral), que conduce al Molino de la Palanca, sobre el Agua Salada.

El camino sube hacia Saldes, atraviesa el pueblo, continúa hacia los barrios de Cardina y el Serrat, atraviesa la carretera de Gósol y toma el antiguo camino ral de Feners y l'Espá.

El camino, restaurado, sube atravesando el risco arcilloso de Coll de la Trapa y baja al torrente a buscar el camino antiguo de Gósol por la umbría. Aquí encontramos un espectacular e impactante paisaje desértico causado por un afloramiento de arcillas erosionadas formando terruños y grietas debido a la ausencia de vegetación. Las tonalidades chillonas, rojizas y ocres y los afloramientos rocosos dominan el paisaje. Parece bastante claro que el Coll de la Trapa inspiró a Picasso, ya que estos son los colores que caracterizan la obra pictórica realizada en Gósol.

Después del Coll el camino pasa por debajo de la carretera actual y atraviesa los pueblos de l' Espà y Sorribes, donde podemos hacer una parada. Desde Sorribes el camino sube al Coll del Cap de la Creu, ya a la vista de Gósol, donde termina el recorrido.

 

  • Etiqueta 11

  • Distancia: 60 Km.

  • Desnivel acumulado: 657 m.

[DocumentsEnllacos]

HAZTE AMIGO DEL BERGUEDÀ!

OFICINA DE TURISME DEL BERGUEDÀ

Carretera C16 Km 96

Berga, Barcelona 08600

Tel. 93 824 77 00

E-mail: turisme@elbergueda.cat

Siguenos

  • Twitter 2
  • Facebook
  • Youtube 2
  • Instagram